James Paxton pasó los primeros dos meses de la temporada de 2016 en las ligas menores, luego que un pésimo entrenamiento de pretemporada derivó en que se le relegara.

Cuando regresó a las Grandes Ligas, rápidamente emergió como el as de los Marineros, y ahora los Yanquis esperan que pueda reforzar la débil rotación, uno de los factores que incidieron en la derrota de Nueva York ante Boston en la serie divisional de la Liga Americana.

Los Yanquis adquirieron el lunes al zurdo de 30 años, procedente de Seattle, a cambio del cotizado prospecto Justus Sheffield y otros dos peloteros de las menores.

Nueva York envió al zurdo Sheffield a los Marineros junto con el derecho Erik Swanson y el jardinero Dom Thompson-Williams.

Paxton cumplió 30 años el 6 de noviembre y tuvo una foja de 11-6 con efectividad de 3,76 en 28 aperturas la temporada pasada, incluida una apertura de 16 ponches contra Oakland el 2 de mayo y un sin hit en Toronto seis días después. Ponchó a 208 y concedió 42 bases por bolas en 160 entradas y un tercio –lo máximo en su carrera–, con 23 jonrones aceptados.